La caída del muro de Berlín y la gran OPA

posted in: Macro, Panorama | 1

East & West Germany unemployment rate and household income 2012

Paro en Alemania por regiones e ingresos familiares en la Alemania del Este y del Oeste.

Tras celebrar el 25 aniversario de la caída del muro de Berlín, un hecho clave en la Europa post segunda Guerra Mundial, apenas se ha hablado del éxito o fracaso de la reunificación de las dos alemanias en una sola. Vamos a analizar aquí solo la reunificación alemana en términos estrictamente económicos. Se trata de la reunificación de una economía capitalista con una socialista-comunista. De hecho, lo que realmente fue una gran OPA con la que la RFA opaba la economía de la RDA.

No es ninguna sorpresa al analizar la renta per cápita de todas las regiones o Lander, que las cinco más pobres son las de la antigua RDA, excepto Berlín-este. La más rica de la Alemania unifica es Hesse, seguido por Bavaria y Baden-Gutemberg.

La reunificación alemana produjo una serie de flujos económicos bastante lógicos. La Alemania del Oeste (la llamaré RFA) era una potencia exportadora en los años 80. Su gran industria manufacturera le permitía generar unas altas tasas de ahorro y un alto superávit por cuenta corriente. La enorme potencia económica alemana le permitió de 1980 a 1990 (fecha de la reunificación) acumular activos internacionales de hasta unos 240.000€ mill., frente a los apenas 24.000€ mill. de 1980. La RFA tuvo que repatriar activos para financiar las enormes inversiones que iba a realizar para reconstruir la RDA, muy necesitada tras varias décadas de nula inversión. La balanza por cuenta corriente de la Alemania unificada pasó de un gran superávit a prácticamente ser nulo. La Alemania del oeste o RFA continuaba con superávit pero la antigua RDA tenia un déficit que le financiaba su reconstrucción con lo que el saldo neto total estaba casi equilibrado. Los activos alemanes internacionales descendieron de los 250.000€ mil. en 1990 a cero en 1998.

La gran OPA de la RFA a la RDA se puede entender más si vemos como la RFA decidió privatizar prácticamente todas las empresas que la RDA había nacionalizado a través de la llamada Treuhandanstalt o también conocida como Treuhand. A finales de 1994 ya se pudo desmantelar tras haber privatizado y vendido a inversores alemanes e internacionales nada menos que 14.000 empresas. En este proceso se produjo en 1991, el asesinato de Detlev Karsten Rohwedder, el CEO de Treuhand en Dusseldorf.

Este proceso de privatizaciones sufrió otro revés. A finales de 1992 unas 2 millones de denuncias fueron presentadas reclamando la titularidad de bienes a quienes la RDA les confiscó en el pasado, complicando el proceso.

Lo que parece claro es que la economía de la RDA era un desastre, resultado que podemos observar de la mayoría de economías en las que se aplica el comunismo en la historia como en la Rusia anterior a la perestroika, la China de los años sesenta-setenta, Corea del Norte o las actuales Argentina y Venezuela.

Los costes de producción de la RDA eran superiores a su precio de venta. La productividad de las empresas de la RDA era un desastre y mejoró enormemente. Podéis ver en los gráficos, como la productividad de la RDA mejoró enormemente después de un shock inicial, creció su economía para luego estabilizarse y crecer al mismo ritmo. Las enormes inversiones en infraestructuras, especialmente en Berlín, también ayudaron al incremento del PIB de la RDA.

East Germany GDP per capita relative to West Germany 1991-2012

Renta per capita en la RDA en porcentaje sobre la de la RFA.

Inicialmente, el paro en la antigua RDA se incrementó en 3 millones. Para mi, aunque podáis pensar lo contrario, esta dolorosa decisión fue clave en la mejora de la RDA. Cuando algo funciona mal en economía mejor dar un paso atrás para luego dar tres pasos adelante. Si muchas de las empresas eran totalmente improductivas, sin criterios enfocados al coste-beneficio nada mejor que eliminarlas y ayudar a cambiar la mentalidad del país. Los costes de producción tan altos en la RDA se incrementaron además tras fijar un tipo de cambio muy a favor de la RDA en la conversión de la moneda de la RDA.

El tipo de cambio al que la RFA decidió aplicar a los ciudadanos fue la mayor subvenciones. El Bundesbank había calculado un tipo de cambio en base a cálculos puramente económicos. Esta cotización era la decisión mas importante de la reunificación ya que seria la que se convertiría a Marcos alemanes todos los activos de la RDA. Helmut Kohl, decidió no hacer caso al Bundesbank y aplicar un tipo de cambio de uno a uno, por el que cada activo en la RDA valdría lo mismo pero en la moneda fuerte, en marcos alemanes. En la practica, solo algunos activos fueron valorados a 1 a 1. Por ejemplo, los depósitos hasta 4.000 Ostmarks por persona. Lo que superaba esta cifra se le aplicaba un tipo de cambio de 2 Ostmarks por cada marco. A los salarios también se les aplicó el tipo de cambio de 1 a 1, lo que inicialmente aumento aun mas los altos costes de producción en la RDA, totalmente improductivos en un primer momento. La RFA se lo permitió porque luego iba a limpiar y sanear a toda la economía con lo que les importaba poco el corto y daba una señal a los habitantes de la RDA que la madre RFA les acogía y les subvencionaba para mejorar sus niveles de vida. De hecho las pensiones fueron convertidas a 1 a 1 y en cambio los prestamos 2 a 1 lo que también fue una subvención a los ciudadanos del este.

Una decisión muy justa fue a quien hubiese aumentado sus cuentas bancarias justo antes de la reunificación en agosto 1990, penalizarle con un tipo de cambio de 3 a 1.

A pesar del publicitado 1 a 1, en el mercado negro y ante la escasez de bienes al principio, la cotización era de entre 5 o 10 a 1. El tipo de cambio medio calculado en las transacciones entre empresas de la RDA y RFA fue de 2,5 a 1.

El presidente del Bundesbank Karl Otto Pohl, encolerizado definió la decisión política de Helmut Kohl como un desastre. En mi opinión y con los años, la decisión de Kohl fue la de un verdadero estadista. A pesar de las criticas recibidas, contribuyó a una verdadera integración de la RDA y la RFA, subvencionando inicialmente a los pobres y pesimistas ciudadanos del este. Ya se benefició la RFA con mas fuerza laboral y a unos costes inferiores. Como hemos comprobado, en los decenios siguientes la enorme locomotora alemana ha absorbido sin problemas a la RDA, a sus pensiones, sus déficits. Y los habitantes de la RDA han contribuido a trabajar a costes mas bajos, empezar a consumir mas, mejorando mutuamente el país. La gran OPA ha terminado en un gran éxito de integración. Un dato, la renta per cápita en los habitantes de la RDA era de apenas un 43% de los de la RFA en 1990, siendo hoy cercana ya al 70%, con lo que las diferencias de riqueza entre ambas regiones ha mejorado muy significativamente.

East germans outflow to West Germany 1989-2013

Emigración de ciudadanos del Este al Oeste. Después de 24 años, han finalizado.

Es curioso como justo el año pasado, a punto de cumplir los 25 años de la caída del muro, la emigración de población de la RDA a la RFA se ha detenido finalizando un largo proceso de 24 años. Esta es quizás la gran señal que el largo proceso ha finalizado. Esta claro que durante decenios continuarán siendo las regiones de la RDA mas pobres. Se necesitarían varias generaciones para cambiarlo si es que alguna vez se produce.

east and West germany_economic indicators

Indicadores económicos de la reunificación alemana.

 

One Response

  1. Gran Articulo. Con mayúsculas y muy de actualidad. Ya no hay estadistas como los de antes.
    Por cierto, es muy llamativo las consecuencias de la 2 guerra mundial todavía colean en Alemania.

Leave a Reply